¿Cómo salir de tu zona de confort? 6 claves para lograrlo

A grandes rasgos, la zona de confort es un estado mental que no permite el crecimiento personal y todos aquellos fenómenos vinculados con el aprendizaje de conductas que nos hacen lograr un alto grado de satisfacción con el modo en el que se vive la vida.

Aunque estar en la zona de confort pueda parecer agradable (ya que nos permite seguir siempre con el "piloto automático" puesto), no es un lugar suficientemente estimulante y a la larga no salir de esta zona puede hacer que nos sintamos vacíos y se caiga en la apatía o en ciertas dinámicas de comportamiento relacionadas con la depresión.

Todos, en algún momento de nuestras vidas estamos instalados en ella. Porque nos costó llegar, porque nos sentimos bien, porque ahí era donde querías llegar. Sin embargo, lo malo no es llegar o estar, lo malo o perjudicial es no salir de ahí, no moverte o no ir por más, no lograr el siguiente escalón.

Si aun con esto no has encontrado los beneficios de salir de tu zona de confort, aquí te compartimos algunos aspectos que los investigadores y académicos resaltan:

  • Te hará más fuerte como persona. Es posible que salir de la zona de confort te asuste o te produzca ansiedad; sentir inseguridad es algo natural e incluso nos advierte de que no será fácil el camino. Pero cuando el miedo te inmoviliza, entonces se convierte en un problema que no te va a dejar desarrollar tu verdadero potencial.
  • Te hará ser más creativo. Un estudio reveló que el rasgo de personalidad de “apertura a la experiencia”, es el mejor predictor de logro creativo. Este rasgo de personalidad es característico de los individuos que suelen asumir riesgos, que se desafían a sí mismos o que prueban cosas nuevas constantemente.
  • Te permitirá ganar autoconfianza. Salir de la zona de confort y dar los pasos necesarios para conseguir tus objetivos va a tener efectos positivos en tus creencias de autoeficacia (o autoconfianza), es decir, en la percepción que tienes sobre si serás capaz de alcanzar tus metas.
  • Te ayudará a seguir con tu desarrollo personal. En su libro “Auto-renovación”, el escritor John Gardner afirma: “Pagamos un precio muy alto por nuestros fracasos y es un obstáculo enorme en nuestro crecimiento. Esto provoca que nuestra personalidad no se desarrolle y no permite la exploración y la experimentación. No hay aprendizaje sin algo de dificultad. Si quieres seguir creciendo, debes superar el miedo al fracaso”.
  • Conocerás a gente nueva y vivirás nuevas experiencias gratificantes. Salir de la zona de confort te permite tener nuevas experiencias, hacer actividades que no estaban dentro de tu agenda y conocer a gente nueva.
  • Los nuevos retos pueden hacerte envejecer mejor. Aprender nuevas habilidades mientras se mantiene una red social fuerte nos ayuda a conservar una buena agudeza mental a medida que envejecemos.

¿Tú que estás haciendo para salir de tu zona de confort?